Centre de promoció econòmica i serveis a les empreses

Sacar el máximo partido a la web 2.0

social-media2Hoy en día casi todos pertenecemos a una red social. La mayoría nos hemos reencontrado con viejos amigos de la infancia, y al ver sus fotos nos hemos dado cuenta que la vida nos ha tratado por igual a todos. Si utilizamos las redes sociales en nuestra vida privada y presentamos nuestra familia a todos estos amigos, que hace años y años que no vemos, ¿Por qué no utilizarla en nuestra vida profesional y presentar nuestra empresa y nuestros servicios a todo el mundo?

 Actualmente, existen diferentes redes sociales orientadas, cada una, a un sector de la población diferente. Unas más generalistas como Facebook y tuenti, y otras con contenidos más profesionales como linkedin, xing, viadeo o twiter.  

Con esto queda claro que los canales por los que buscamos información han cambiado, pero que lo que no ha cambiado es nuestra necesidad de comunicación y conocimiento. Sólo hemos de habituarnos a los cambios e ir adaptando nuestra empresa a las nuevas tecnologías.  

La presencia de nuestra empresa en estas redes sociales, además de darnos una identidad de marca reconocida, mejorará nuestra visibilidad en la web facilitando, por tanto, a los internautas, la búsqueda de información sobre nuestra empresa.  Los perfiles de los usuarios de estas redes sociales profesionales son, mayoritariamente, mandos intermedios y ejecutivos, por lo que son personas con un cierto grado de decisión, en la jerarquía de sus empresas. Otra ventaja de estas redes es la posibilidad de poder contactar con estas personas de manera rápida y fácil, sin filtros que corten nuestro propósito como recepcionistas o secretarias. El único filtro es ser aceptado o no por la persona a la que nos dirigimos.

Cada día hay más usuarios de estas herramientas, que buscan participar en grupos de intercambio de conocimientos, networkings, etc. Se están creando nuevos valores. Empiezan a predominar las acciones como “intercambiar”, “compartir”, “contribuir” y “dialogar” por encima de “vender” y “promocionarse”. A nadie le gusta recibir continuos mensajes de auto-difusión, sino comentarios inteligentes y opiniones que les hagan darse cuenta, por si mismos, del potencial de nuestra empresa.

 Lo importante de estas redes profesionales, es que te acercan a tus clientes, futuros clientes y proveedores, permitiéndote interactuar con todos ellos de una forma mas ágil y personalizada. Te permiten ampliar tu red de contactos, compartir con ellos nuevas ideas, acontecimientos u opiniones, y por supuesto, te permite recibir el feedback de estas acciones por parte de tus seguidores. Esto hace que debas estar muy atento a la evolución de tu red, ser el primero en agradecer un halago o conocer el porque de una critica. No es necesario estar conectado 24h diarias, pero si valorar cuanto tiempo tenemos para dedicar a esta actividad. Y serle fiel.  

Para sacarle el máximo partido a la web 2.0 las acciones han de estar planificadas y orientadas siempre al público, proporcionándole contenidos atractivos que creen la interacción con ellos y respetando una serie de valores y directrices. Estos valores se encuentra recogidos en el manifiesto del marketing 2.0 y reflejados en estos 24 puntos:  

1. No me mentirás ni tratarás de engañarme. ¡Nada de publicidad engañosa!

2. Yo soy quien consume tu producto, y por tanto, quien más sabe de él.
¡Pregúntame mi opinión!

3. Me pedirás permiso antes de coger mis datos.

4. Me pedirás permiso antes de mandarme información, sobre todo a mi móvil. ¡Adiós al spam, a la publicidad no deseada y a la intrusiva!

5. Me gusta jugar. ¡Diviérteme!

6. El humor es el sexo del cerebro. ¡Hazme reír!

7. ¡Sorpréndeme!

8. ¡No a la letra pequeña y a los rótulos que no da tiempo a leer!

9. No peleéis entre vosotros. Prefiero vuestras alianzas a vuestras riñas.

10. No tratarás de ser quien no eres ¡Se acabaron los anuncios hechos por padres intentando parecer guay frente a sus hijos!

11. Si quieres que compre algo, tengo que entender qué es. ¿Por qué no me hablas en mi idioma? ¡No a los anuncios de perfume en francés y a los anuncios de coches que no entiendo!

12. Sé decidir por mí mismo, gracias. No hace falta que me digas lo que está de moda o lo que me tiene que gustar.

13. El sexo vende, pero no hace falta que lo utilices en todas tus campañas.

14. Yo decido qué es viral y a quién se lo quiero mandar, y por cierto, una pestaña de “mandar a un amigo” no es marketing viral.

15. No me interrumpirás cuando estoy jugando para intentar venderme algo.

16. No interrumpirás mi programa favorito para intentar venderme algo.

17. Cuando visito una página web, voy allí por su contenido, no por sus banners.

18. ¡No me tapes con banners lo que quiero leer!

19. Hace tiempo que descubrí que algo caro no tiene por qué se lo mejor.

20. Confiaré más en lo que me diga alguien de verdad como yo que en un famoso al que nunca he visto en persona.

21. Cuando te llamo por teléfono quiero que me resuelvas un problema, no hablar con 3 telefonistas diferentes.

22. Me gusta que me llamen por mi nombre.

23. Ten en cuenta cuando entre en tus tiendas que el ser humano no sólo es vista y oído.

24. Cuando entro en una de tus tiendas, trátame como si fuese un invitado en tu casa.  

 

Cumpliendo estas 24 puntos del manifiesto, conseguiremos nuevas relaciones, optimizar nuestro posicionamiento, nuevos conocimientos y nuevos contactos.  

Recuerda que para vender hace falta que nos conozcan, confíen en nosotros y les creemos la curiosidad de seguirnos y conocer nuestras novedades.

Escrito por Elena Piñero Marcos y publicado en el blog http://www.marketingcomunidad.com/

Comparteix
    1 comentari
    1. muy interesante, me parece bien

    Escriure un comentari

    CLOSE
    CLOSE