Centre de promoció econòmica i serveis a les empreses

El control de la gestión, una estrategia que garantiza el futuro

Grup de control de gestió“Si no se mide lo que se hace, no se puede controlar. Si no se puede controlar, no se puede dirigir. Y si no se puede dirigir, no se puede mejorar”.
 
El Control de Gestión examina cuantitativamente las actuaciones de las organizaciones y cualitativamente los resultados de dichas actuaciones, para ofrecer como resultado pautas objetivas de reorientación y mejora.

 
El sistema de medición que se utilice debe ser objetivo y uniforme, sin excepciones. Y su propósito debe ser detectar y contribuir a corregir los resultados que presenten desviaciones respecto a los estándares.
 
Y para que la organización pueda alcanzar el resultado final esperado y previsto, es esencial que las personas que integran la organización entiendan realmente los resultados que se espera de ellos. Y, por supuesto, que se comprometan efectivamente a alcanzar dichos resultados.
 
Los responsables de la gestión de la organización deben determinar las carencias, para poder desarrollar las competencias necesarias a través de procesos de formación integrales.
 
Un buen sistema de Control de Gestión debe estar diseñado para estimular la acción, y debe llamar la atención en lo referente a las desviaciones significativas en aquellas áreas en las que puedan presentarse. De esta manera podrán adoptarse las medidas necesarias para analizarlas objetivamente y, si es necesario, corregirlas.
 
Disponer de un buen sistema de Control de Gestión garantiza a la organización una capacidad de adaptación a los diferentes entornos competitivos en los que deba desarrollar su actividad. Permitirá a la organización asegurar que los resultados obtenidos son los esperados, y los necesarios para garantizar su supervivencia y crecimiento.

Para saber más y debatir sobre este tema, entre en el grupo de trabajo de Àgora.

Comparteix
    Escriure un comentari

    CLOSE
    CLOSE